Menu

La Asociación de Distribuidores de Automóviles de Panamá advierte el riesgo del ingreso al país de carros usado defectuosos

  • ADAP alerta a las autoridades competentes del país para trabajar en forma conjunta contra de la importación de vehículos ahogados a Panamá.
  • Autos ahogados pueden ser introducíos maliciosamente a Panamá.

Octubre de 2017. La Asociación de Distribuidores de Automóviles de Panamá (ADAP) advirtió a las autoridades de la Agencia de Registro Único Vehicular de la posibilidad, que, a Panamá, ingresen lotes de vehículos provenientes de salvamentos por los recientes desastres naturales (vehículos ahogados) ocurridos en la región.

ADAP alerta y hace un llamado a las autoridades competentes del país, la Autoridad Nacional de Aduanas (ANA), la Agencia de Registro Único Vehicular y a la Autoridad de Protección al Consumidor y Defensa de la Competencia (ACODECO); para trabajar en forma conjunta en contra de la importación de vehículos ahogados y restringir la importación de ese tipo de automóviles usados declarados inservibles en otros países, a Panamá.

“Los huracanes Harvey e Irma dejaron un enorme inventario de autos ahogado y los dueños de estos vehículos, van a querer deshacerse de ellos exportándolos a otros países, como Panamá,” comentó el Sr. Javier Díaz, presidente de ADAP. “Si un automóvil no está apto para circular en un país no debería circular tampoco en Panamá”, puntualizó Díaz.

En Panamá no hay prohibición de importación de vehículos usados en malas condiciones, por lo que autos ahogados, pueden ser introducíos maliciosamente al país. Un vehículo inundado puede cambiársele su apariencia exterior y hasta la interior; sin embargo, sufre daños irreparables en el motor, la transmisión, las líneas de distribución de combustible, los frenos y el sistema eléctrico, así como. otros posibles daños ocultos en la carrocería y chasis.

“Quien compra en Panamá un auto en cualquier concesionario miembro de ADAP, tiene la garantía que ese vehículo posee todos sus certificados originales, de ensamblaje y funcionalidad que avalan que ese vehículo es totalmente seguro”, aclaró el presidente de ADAP.

Comprar un auto en condiciones dudosas, pone en riesgo no sólo a quien conduce, sino sus pasajeros.


 

No comments

Deja un comentario

Ad