Menu

Seis curiosidades del café espresso que seguro desconocías

Llamado así por el método que se utiliza para elaborarlo y por la forma en la que se sirve, el café espresso es casi una tradición, en parte porque es la base para preparar otras bebidas como el capuchino y el latte y por sus múltiples curiosidades que hemos reunido a continuación:

Honor a su nombre: Espresso significa rápido en italiano, para lograr uno perfecto, se fuerza a gran presión una pequeña cantidad de agua a través del café molido para lograr una consistencia fina y polvorosa.

Reconocido por los sentidos: Debe tener un cuerpo liso y en el paladar percibirse como un sabor terroso con acabado agridulce, ante los ojos, la bebida debe tener características claras y brillantes o terrosas y con cuerpo oscuro, explica Paola Martínez, Jefe de Entrenamiento de The Coffee Bean & Teal Leaf.

Combinación divina: Un café espresso de calidad demanda la combinación de al menos seis componentes, entre ellos cinco tipos de café y uno de tostado en dos niveles.

Servido con precisión: Entre otras particularidades, la taza con la que se servirá debe mantenerse a cierta temperatura, para evitar que el café se enfríe o se requeme al entrar en contacto con las paredes frías de la taza.

Proviene de múltiples destinos: En el caso de la franquicia californiana, el espresso es hecho a base de café arábica y cuya combinación se realiza con granos provenientes de países como Brasil, Costa Rica, Guatemala, Papúa Nueva Guinea y Sumatra.

Dulce acompañante: El maridaje con esta bebida debe hacerse preferiblemente con alimentos dulces. La experta en café, detalla que la combinación con dulces que contengan caramelo, chocolate oscuro o pastel de ron son los más favorables.

No comments

Deja un comentario

Ad

Publicidad